Como lo prometimos, continuaremos con los consejos para poder enfrentar la incertidumbre de una manera eficiente que nos permita fluir con los cambios.

4. Mantén el orden y planea: Tener orden te permite saber dónde estás, hacia dónde te diriges, cómo puedes ir adonde quieres ir, qué diferentes posibilidades tienes. Necesitas un sistema que te permita maniobrar cuando pierdes perspectiva.

5. Sorprendente: Es mejor mantenerse positivo ante cualquier situación y estar abiertos a los aprendizajes que conlleva la incertidumbre. Pocos hemos aprendido en situaciones de calma ¿Cierto? El estrés de las situaciones trae aprendizaje siempre.

6. Acepta los riesgos: Luchamos más contra nosotros mismos en aceptar el riesgo, que si lo tomamos a nuestro favor y fluimos con él. De todos modos sucederá, así que mejor tomemos al riesgo de la mano y vayamos juntos.

7. Sé valiente: Es tener el coraje de enfrentar esa situación que la vida nos ofrece, o que nosotros hemos elegido. Ser valiente es una elección consciente, de poner a prueba nuestras capacidades, nuestros límites y bloqueos.

8. Sé curioso: Sí la curiosidad te ayudará a ir a la incertidumbre, y no te tome por sorpresa. Prepárate, lee, investiga, no tengas miedo de preguntar, busca líderes de opinión.

Esperamos que con estos 8 pasos, la incertidumbre tenga miedo de ti, y no, tú de ella.

¡Tomemos al toro por los cuernos!

 

 

WordPress Image Lightbox Plugin